OSKAR ,ANE Y THAI VERDADES A MEDIAS

_LAJ1091w

“Puede resultar paradójico no tener perro y participar en Estoy con Thai, un proyecto de fotografía como este, que habla y muestra a unos perros que parece ser que son diferentes al resto de perros. Unos perros a los que aplican una ley que les hace culpables de “algo” solo por ser de unas razas concretas.

Podía dar lugar a pensar que quién no tiene perro, no tiene criterio ni opinión.

Nada mas lejos de la verdad!.

No tenemos perro, nos gustaría, claro que nos gustaría!, pero sabemos, somos totalmente conscientes de que nuestro ritmo de vida, nuestro “momento”, “este momento” no es el indicado.

Esto, esta conclusión a la que llegamos en nuestra familia, la que hay que explicar a una niña que pide perro…no es fruto mas que del sentido común.

Tener perro no es una broma, tener perro no es un capricho, podía seguir dando razones totalmente lógicas, pero, lo que me llama la atención es que las supuestas leyes animales que hay no las contemplen.

Me llama la atención que la ley distinga razas y persiga perros, como parece ser que hace y no distinga entre propietarios.
Que se tome tanta molestia en acorralar animales y ninguna en prevenir malas tenencias, incivismo, caprichos, maltratos, abandonos. Que fomente la desigualdad, el estigma social, incluso el estético.

No parecen valores muy correctos, ni medidas que protejan de nada.
No parece que sea algo que persiga el buen funcionamiento de nada. No es algo que me gustaría trasmitir a mi familia.

No es algo que me gustaría que me aplicasen en primera persona, y menos cuando esta ley que aplican a depende que perros y que personas, ni siquiera da la oportunidad de demostrar lo contrario de lo que dice.

No me parece ni bien ni seguro lo que la ley dice de estos perros y estas personas, mas que nada porque conozco perros y personas a las que les aplican esta ley y no se corresponde con nada de lo que de ellos dice.

Explicar a una niña, que el perro de un amigo, tiene que llevar un bozal, porque la ley dice de él que es peligroso, que es diferente a otros perros, no solo no nos protege de nada, si no que hace que tengamos que mentir.

Las verdades a medias no son buenas para nadie. Las verdades a medias no protegen de nada, no persiguen nada y no tienen un objetivo claro.
Hacer de verdades a medias una ley, que solo persigue animales, perros, no es lo que esperamos.

Así que, aún sin tener perro, por supuesto que nos unimos a este proyecto Estoy con Thai, y con solo lógica y sentido común nos gustaría encontrar leyes que no se dediquen a perseguir perros y que no nos hagan enrojecer de vergüenza al tener que explicarlas a nuestros hijos.”

_LAJ1096w

#estoyconthai

Comparte éste post

Te puede interesar